Todas las entradas de: Adriana Meza B.

Gerente de Comunicación y Capital Intelectual en InfoSol. Coordina las estrategias Marketing de Contenidos para apoyar su Inbound Marketing –a través de CECREA® y las Redes Sociales para nuestros clientes.

La importancia de implementar Indicadores Clave de Desempeño en las campañas de RP

Con el auge de los medios sociales y su cada vez más fuerte presencia en las estrategias de comunicación de las marcas, surge la necesidad de contar con nuevos métodos de evaluación de las Relaciones Públicas que demuestren el éxito de las acciones efectuadas.

Hasta no hace mucho tiempo, una manera de medir las estrategias de marketing era a través del ROI -Retorno de Inversión- que consiste en medir cuánto se invirtió y, al final, cuánto dinero se obtuvo a través de esa inversión. Pero el tema de encontrar los mejores Indicadores Clave de Desempeño (KPIs) deben ir más allá de medir monetariamente, debe ser una manera de evaluar acciones cuando no es factible enlazarla directamente a las ventas, como brand awareness, intención de compra, engagement, entre otras más.

KPIs centrados en Objetivos

Esta manera de medir consiste, como su nombre lo indica, en evaluar la consecución de los objetivos planteados y por ende, su logro. La manera más efectiva de demostrar que los esfuerzos están siendo exitosos es por medio de métricas; por lo tanto, antes de implementar una estrategia de medición, es importante considerar tres puntos primordiales y que responden a las preguntas ¿Qué?, ¿Cómo? y ¿Cuándo?

También te puede interesar: 6 métricas esenciales en RP que debes implementar

¿Qué objetivos medir?: Es necesario tener claros y conocer a detalle los objetivos propuestos, así como las actividades que conduzcan a la consecución de los mismos. Esto con el propósito de definir y determinar las herramientas adecuadas que permitan obtener la métrica necesaria para cada uno. Un ejemplo sería interacción de los buyer personsa a través de la exposición de materiales de Marketing de Contenidos en los medios sociales de la empresa.

¿Cómo medirlos?: Determinar la manera de medición requerida para cada objetivo suele ser una actividad compleja, por lo tanto es necesario conocer los indicadores requeridos de evaluación. Por ejemplo, y tomando la idea anterior, se deberá definir cuántas interacciones debemos tener en X periodo de tiempo.

Determinar el número de entradas que deseamos obtenga nuestro blog a través de Redes Sociales, es otro ejemplo de cómo medir, siempre y cuando uno de los objetivos sea incrementar las visitas a los artículos compartidos.

 ¿Cuándo medirlos?: Un objetivo deberá asociarse a un plazo establecido de tiempo es decir, determinar el periodo de tiempo en el cual se realizarán las acciones y cuál es el plazo final para evaluar el desempeño.

Objetivos separados, mediciones conjuntas

Una vez fijados los objetivos mesurables y seleccionadas las herramientas para su medición, un error común que se presenta en los KPIs es medir cada objetivo por separado. Sin embargo, medir un objetivo no tendrá sentido si este primero no lleva a otro y así sucesivamente, hasta alcanzar la secuencia lógica de la estrategia.

La medición debe ser de manera integral, no podemos pensar en una métrica aislada que exente de manejar indicadores económicos de rentabilidad de las estrategias, sino debe ser una medición que otorgue datos útiles para el análisis y diagnóstico de debilidades en la estrategia y que permitirán enfocar los esfuerzos hacia el éxito en el logro de objetivos.

Revolucionando las Estrategias

La obtención de los objetivos de negocio y la alineación de las estrategias de Marketing de Contenidos a estos, no cambia, pero la manera de obtener los objetivos sí.

A la hora de compartir contenidos las mediciones tradicionales siguen siendo importantes, sin embargo ahora debes incluir herramientas que permitan el rastreo y medición del contenido y su alcance, el sentimiento generado y las interacciones generadas.

Una correcta implementación de un programa de métricas,  mezcla de análisis y resultados, dará una pauta importante en el encauzamiento de los esfuerzos de nuestras estrategias.

Una correcta implementación de un programa de medición dependerá en gran medida de las estrategias, tácticas y objetivos. Además, recuerda que contar con una estrategia de seguimiento conlleva a mejores resultados.

Para generar la cadena de objetivos se deben formular varias preguntas, entre ellas: ¿cuál es el propósito de los esfuerzos de Marketing de Contenidos? ¿Qué es lo que realmente se debe transmitir a nuestros buyer personas? ¿Cuál es nuestra historia y cómo la vamos a contar? ¿Qué call-to-action queremos suscitar? ¿Cuál es el mejor medio de difusión?

Si bien, son varias las cuestiones a plantear, éstas sirven como indicadores del camino a seguir y la mezcla de análisis y resultados, dará una pauta importante en el encauzamiento de los esfuerzos de nuestras estrategias, así que ¿ya está listo para revolucionar sus estrategias y convertirte en todo un profesional de la medición?

Cómo implementar una estrategia de comunicación en crisis

Toda organización es vulnerable de sufrir una crisis y si las empresas hoy, en un mundo de noticias las 24 horas del día no cuentan con un plan adecuado de comunicación, además de una estrategia para el manejo de la misma, el daño puede ser dramático. Un buen o mal manejo de la Comunicación durante una crisis puede salvar o destruir no sólo la reputación de la organización, sino también su supervivencia.

La capacidad de respuesta operacional “se rompe”

Las diferentes audiencias (internas y externas) pueden confundirse, enojarse y tener reacciones negativas que se traduzcan en desmotivación y renuncia de empleados, clientes en busca de otras marcas, pérdida de accionistas y socios de negocio, periodistas en busca de más información.

Los medios de comunicación buscarán obtener información,  inclusive con otras fuentes. La compañía puede ser percibida como inepta, en el mejor de los casos.

Una buena estrategia de comunicación permite no sólo recabar la información sobre la situación tan rápido como sea posible durante la crisis, sino también saber qué, quién, cómo, cuándo y a quiénes difundir lo acontecido.

Una vez identificadas las crisis potenciales con su nivel de impacto, audiencias afectadas y definido el equipo de crisis, los elementos básicos que deben ser considerados y jamás olvidados en un plan de comunicación de crisis son:

  1. Mensajes Clave, posibles preguntas y respuestas para todas y cada una de las audiencias objetivo de la compañía.- Elaborar pre-borradores de mensajes que se van a utilizar durante una crisis. Estos deben incluir declaraciones de la alta dirección, comunicados de prensa y la información para un posible sitio web. Asimismo, identificar las posibles preguntas que los medios de comunicación y las diferentes audiencias afectadas podrían generar, así como desarrollar las respuestas que satisfagan estas dudas, pero que también legalmente puedan otorgarse.
  2. Canales a través de los cuáles se difundirá la información a las audiencias.- Las organizaciones cuentan cada vez con más elementos de comunicación; sin embargo, en un momento de crisis es esencial definir además de qué, el cómo dependiendo del público al que la empresa busca llegar. Yendo desde la creación de un sitio web especial, la Intranet, Redes Sociales o hasta herramientas más vanguardistas como los Medios Sociales.

Los programas de mensajería instantánea, ya sean públicos o de propiedad, también son muy populares para uso comercial y personal. Incluso podemos enviar mensajes de audio y vídeo a través de correo electrónico. Dependiendo de qué tan “techie” elija una empresa ser, todo este tipo de comunicación – y más – puede ser recibida en o enviada por un solo dispositivo.

  1. Voceros.- Dentro de cada equipo, debe haber personas que sean los únicos autorizados para hablar a nombre de la organización en tiempos de crisis. El CEO debe ser uno de los portavoces, pero no necesariamente el principal. El grupo de voceros potenciales debe ser identificado y entrenado de antemano.

No sólo son voceros necesarios para la comunicación con los medios, sino para todos los tipos y formas de comunicación -interna y externa- incluyendo encuentros con cámaras, reuniones públicas, pláticas con los empleados, clientes, redes sociales, etc.

Hoy en día, el juego del avestruz puede ser sinónimo de ruleta rusa. Guardar silencio o tratar de “eliminar” información, tal vez siguiendo el consejo de los departamentos jurídicos, tiende a enfurecer al público y a otras partes interesadas. Por ello, una Estrategia de Comunicación en tiempos de crisis es fundamental y si es desarrollada equilibradamente mejor; por un lado, protegiendo y cuidando la responsabilidad corporativa de las compañías pero al mismo tiempo, satisfaciendo las demandas de información ante la acelerada dinámica de comunicación que hoy existe.

Vale la pena recordar que aun cuando un público pueda ser extremadamente exigente, éste por lo general se inclina por otorgar a una organización el beneficio de la duda en las primeras horas de una crisis, y juzgan a una empresa y a sus líderes no por el incidente en sí – que reconocen a menudo fuera del control de los individuos – sino por la capacidad de su respuesta.

Operación de la Comunicación Organizacional

Tres niveles de acción

Uno de los tópicos complejos en la tarea de validación de la Comunicación Organizacional y su aplicación en el contexto empresarial, es la comprensión de las bondades que su inclusión puede generar. Debemos distinguir con claridad cuáles son sus herramientas de acción e insistir en que esos instrumentos deben de impactar en la rentabilidad de la organización, en los resultados que ésta logra, es decir, generar mejoras que puedan medirse cuantitativamente primero y cualitativamente después y -sobre todo- qué diagnósticos, propuestas y logros, se muevan exclusivamente en el terreno de lo comunicativo ya que esa es nuestra área de influencia.

La comunicación es un proceso inherente a las personas y, en la organización, debe estar orientada a dar a conocer toda la información clave para la operación y así conseguir los objetivos planteados.

Si la comunicación es un proceso inherente a todas las personas, y una organización tiene en su más valioso tesoro al recurso humano, es menester de la misma cuidar que esos flujos comunicativos estén en el terreno de la difusión de la información y la obtención de retroalimentación. Esta información deberá estar orientada a la integración del recurso humano vía el conocimiento y reconocimiento de sus competencias y habilidades, a la identificación con las metas organizacionales, a dar a conocer toda la información clave para la operación de la organización en sus diferentes niveles, entre otros.

Para ello, la comunicación organizacional identifica tres niveles para desarrollar sus tareas:

  • Nivel Individual: Orientado al trabajo de las personas. Los estilos de comunicación interpersonal, están ante todo marcados por la historia del individuo que la emite. Historias que corresponde a otros especialistas desenmarañar pero que afectan nuestra organización. Si el número de personas en las organizaciones es igual al número de estilos de comunicación que se poseen, nos enfrentamos a los conflictos propios de la diversidad. Lo conducente es generar un estándar, un patrón de comportamiento que direccione las habilidades comunicativo-organizacionales para asegurar la correcta emisión de mensajes importantes para el funcionamiento de la organización.
  • Nivel Grupal: Orientado a la integración de esos individuos en función del grupo al que pertenecen. Vía la comunicación (pues el trabajo previo se lo hace el área de recursos humanos) deben integrarse las misiones personales a la obtención de logros grupales por el bien de la organización: Esto es imbricar lo que cada uno busca y el lugar al que todos deben llegar, lograr la complementariedad de las personas en los grupos.
  • Nivel Organizacional: Orientado al trabajo de personas en grupos alineados a la estructura organizacional que los cobija. Este es el nivel macro de nuestro trabajo, poner en común el camino organizacional para el cumplimiento de metas. En función de estos niveles de operación existen herramientas que atacan sus deficiencias:
  • Nivel Organizacional: Gestión del cambio organizacional, Administración de cultura organizacional, Análisis de redes y canales de comunicación, Programas de comunicación en situaciones de crisis, Programa estratégico de comunicación global, Definición y/o reorientación de la filosofía organizacional, Identificación de públicos organizacionales, Diagnóstico de cultura organizacional, Diagnóstico de clima organizacional, Diagnóstico de necesidades de comunicación interna y externa, Diagnóstico de imagen corporativa y de producto, Programa de relaciones públicas para organizaciones y personas, Programa de identidad gráfica, Elaboración de productos comunicativos, tales como: Informes anuales, revistas internas, manuales de inducción, folletería organizacional.
  • Nivel Grupal: Asesoramiento (Couching), Formación y Desarrollo de Grupos de Trabajo, Administración de proyectos en grupo, Análisis de Toma de Decisiones en grupo, Motivación grupal, Planeación Estratégica y Operativa y Planeación de Vida y Carrera.
  • Nivel Individual: Capacitación en habilidades y competencias en cuestiones comunicativas que algunos hacemos vía nuestro Programa de Aptitudes Comunicativo-Organizacionales (PROACO). un programa cuyo objetivo es dotar al recurso humano de las herramientas necesarias para operar con éxito en las organizaciones a las que pertenecen, un programa complejo y completo focalizado a cuestiones comunicativas y que incluye asuntos como Administración de Proyectos, Manejo efectivo de juntas, Administración y Motivación de personal, Presentaciones efectivas, Administración efectiva del tiempo, Servicio a clientes internos, Lectura rápida, Liderazgo, Toma de Decisiones, Negociación y conflicto, Empowerment, Manejo del Stress Organizacional, Mercadotecnia del Yo, Habilidades para Voceros Institucionales, Comunicación Escrita, Comunicación Oral, Comunicación Intercultural, Comunicación Efectiva, Comunicación Gerencial Asertiva.

Cómo Sumarizar Contenidos sin Perder el Enfoque

Hoy en día los recursos de las publicaciones impresas siguen disminuyendo, lo que significa que los editores a menudo recurren a líderes de la industria para desarrollar sus contenidos. Ahora son mucho más propensos a aceptar algo breve y que va directo al punto, como un Artículo Numerado vs. Un largo ensayo sobre un tema, además de que los lectores son mucho más propensos a leerlo.

Al pensar en cómo conseguir que los nombres de sus clientes y sus empresas se integren en la conversación, es importante que las ideas de los clientes se estructuren en frases cortas para que puedan ser publicados en artículos en forma  de lista.

Aquí hay tres razones fundamentales por las que este formato funciona:

1. Los Medios Sociales han cambiado nuestra capacidad de atención colectiva.

Neil Vidyarthi de Social Times publicó una infografía que muestra cómo los medios sociales en el lapso de una década han disminuido nuestra capacidad de atención de 12 a 5 minutos. Esto significa que ahora se tiene menos tiempo para “llegar al punto”. Además, una vez que el artículo se publica, éste probablemente recibirá  mucho tráfico al compartirse en Medios Sociales, por lo que se deberá ofrecer la brevedad que los lectores en línea esperan.

Al elaborar un artículo de opinión, se debe pensar en los 5 ó 10 mensajes principales del artículo. Si se requiere de algún tiempo para encontrarlos y entenderlos, es posible que se deba considerar la posibilidad del formato de lista.

2. Se puede ser audaz y de fácil digestión, lo que con lleva a que el mensaje se quede en la mente de los lectores.

El punto esencial se encuentra usualmente en una oración  (o una oración por punto si se tienen múltiples elementos dentro del artículo). Incluir un párrafo o dos antes del mensaje central hace difícil que sea identificado, por lo tanto, también difícil de ser recordado. Utilizar listas no significa que no pueda expandirse en el punto principal después del hecho, pero al menos usted sabrá que los lectores retendrán el mensaje primordial.

3. El contenido permanece adecuadamente por más tiempo.

Nadie está diciendo que los artículos de fondo han muerto, pero a menudo se analizan temas de actualidad o cuestiones que dependen de ellos para sacar conclusiones. Cuando uno define y pone los puntos importantes, estos no están llenos de suposiciones- por el contrario, son afirmaciones directas.

Al elaborar un artículo de opinión, se debe pensar en los 5 ó 10 mensajes principales del artículo. Si se requiere de algún tiempo para encontrarlos y entenderlos, es posible que se deba considerar la posibilidad del formato de lista.

**Traducción y adaptación del texto: “Creating a Content Marketing Team and Workflow Plan”  de Joe Pulizzi.

Creando espacios para las marcas… con datos

“Big Data”… ha comenzado a implantarse en muchas áreas del negocio, incluyendo el Marketing. Hoy, se puede tener acceso a una gran cantidad de datos acerca de los Buyer Personas que, bien capitalizado, puede conducir a una toma de decisiones informada convirtiéndose en una mina de oro.

Aprovechar el potencial que representan los datos, no solo se trata de un desafío tecnológico, pues existen diversas herramientas como Google Trends, Sysomos, Marketo entre muchas otras que brindan la Información suficiente de acuerdo a las estrategias que se ejecuten, sin embargo, es importante considerar que el éxito no reside en la cantidad de datos con los que puedas contar, sino en tener la habilidad de extraer los más importantes que te permitan tomar mejores decisiones.

De acuerdo con Forrester Business Technographics y su encuesta Data & Analytics, el 73% de las empresas dice disponer, en algún grado, de una estrategia basada en datos, sin embargo, sólo el 29% muestra la habilidad para convertir datos en acciones, así que bien vale la pena te detengas a reflexionar acerca de las necesidades de tu marca.

De ahí que las Relaciones Públicas impulsadas por Datos (Data Driven PR, la combinación perfecta entre la ciencia en el uso de los números y el arte de conseguir un espacio noticioso para los datos donde se mencione tu marca) cobre mayor sentido a la hora de impulsar los objetivos promocionales de tu organización.

“El destino no es una cuestión de casualidad, sino de elecciones. No es algo que haya que esperar, sino algo que hay que perseguir” Jennings Bryan-

En mi experiencia, dirigiendo estrategias impulsadas por datos, algunos de ellos de difícil acceso para las audiencias a través de otros canales que no sean la empresa misma, te comparto algunos beneficios de cómo los datos te pueden ayudar a encontrar más y mejores espacios para resaltar a tu marca ante sus Audiencias Objetivo:

  • Fuente confiable con un valor residual. Una de las mejores razones para contar con una estrategia de RP impulsada por datos es que cada publicación o mención tiene un valor residual, es decir, los profesionales de los medios de comunicación que utilizan historias impulsadas por datos regresarán por ideas para escribir más historias, especialmente si se les da datos frescos a intervalos regulares.
  • Referente de la industria. Con el tiempo, una estrategia de Relaciones Públicas impulsada por datos permite que las empresas se establezcan como autoridad en su industria, datos duros repercuten en lectores, espectadores y medios de comunicación teniendo un efecto acumulativo que finalmente, va a posicionar la empresa sobre competidores más grandes.
  • Son un buen recurso para los medios. Las RP impulsadas por datos son valiosas porque dan a los reporteros datos y estadísticas que por otros canales no podrían obtener. Ellos enfrentan plazos ajustados y constantes interrupciones y en su correo pueden tener un sinfín de notas de prensa pero ¿adivina en cuál enfocarán su atención? ¡Exacto! En la que contiene datos.
  • Indicadores económicos. El periodismo también está impulsado por los datos, porque los datos correctos se pueden utilizar como indicadores económicos ya que, por ejemplo, los datos de una región geográfica se vuelven particularmente atractivos al proporcionar un ángulo local en cuestiones económicas nacionales.
  • Tendencias. ¿Quién no ama las historias sobre tendencias? Ya sea que hablemos de Moda o de TIC, las tendencias atraen a un público amplio. Incluso las personas que no están dentro de una industria determinada están interesadas en conocer acerca de tendencias en esa industria, aprovéchalas en tus historias.

Utilizar datos permite invertir nuestro tiempo de manera más eficaz y eficiente, pues como dijo W. Jennings Bryan, un destacado político estadounidense: “El destino no es una cuestión de casualidad, sino de elecciones. No es algo que haya que esperar, sino algo que hay que perseguir”  y que mejor que contar con datos precisos que permitan adaptar mejor los mensajes, y finalmente proyectar una imagen más sólida.

Esta es una buena razón para abrazar un poco esta ciencia-arte para mejorar las relaciones o ¿tú qué opinas? Déjame compartirte un artículo para complementar y  conozcas los beneficios de las RP impulsadas por Datos.

Contenido Transmedia: Ideas altamente contagiosas

Franquicias como Star Wars (La guerra de las galaxias) han sido de las más exitosas de todos los tiempos. Lo que comenzó siendo sólo un filme, se convirtió en una serie, y paralelamente en una experiencia Transmedia que hoy sigue apasionando a sus seguidores y cautivando a las nuevas generaciones de consumidores. Materiales y contenidos como videojuegos, libros, cómics, todo tipo de imágenes, muñecos, música y series de televisión son sólo una muestra de cómo Star Wars ha sabido seducir a la audiencia desde diversas plataformas.

Este despliegue de contenidos para diversas plataformas, difundidos de manera holística, es el enfoque ideal para “contagiar” de manera viral los mensajes de nuestra marca, tratando de llegar al mayor número de personas e influenciar su comportamiento, crear un vínculo emocional y establecer engagement.

El contenido Transmedia consiste en compartir en la web y redes sociales contenido de valor y entretenimiento en diversos formatos multimedia para estimular conversaciones y crear nuevas ideas colaborativas empresa-usuarios.

Dentro del contenido Transmedia, sus elementos se mueven libremente entre sí pero nunca se convierten en historias separadas, sino que permanecen conectadas y le dan una secuencia para llegar a un objetivo: Adaptarse de manera única a cada usuario y formar parte de su vida. Bajo este modelo se puede desarrollar de manera más rápida y efectiva el posicionamiento de marca al reflejar sus mensajes clave y los valores esenciales de la compañía.

Como lo hemos platicado anteriormente, el contenido es el rey, por lo que un contenido altamente compartido es un activo de gran alcance para las compañías. Actualmente, la mayor parte del contenido que consumimos a diario es el que encontramos en los muros y timelines de nuestras redes sociales. Por lo tanto, el contenido desarrollado debe ser fácil de consumir y sencillo de adaptar a diferentes plataformas y distintos niveles de implicación.

Por otra parte, el contenido debe estar basado en ideas relevantes que impacten tus objetivos de negocio, tus marcas y los intereses de tus consumidores, a esto le llamamos contenido enlazado o Linked Content.

Al convertirse en viral, el contenido integra las conversaciones generadas a su alrededor e incluye la distribución de comentarios e interacciones desde Facebook, Twitter, YouTube y otras redes. Esto realza el engagement con el cliente al sentirse escuchado, promueve el interés por la diversidad de ideas que emergen de la participación, y al integrar mayor conectividad, el contenido se vuelve de forma más exitosa.

En una red social, cada historia es un caudal de dos vías porque el diálogo evoluciona del contenido a la interacción y después a la conversación para crear historias dinámicas, en contraste con compartir contenidos estáticos. Aunque nadie sabe a ciencia cierta qué piezas de contenido Transmedia alcanzarán un estado viral alto, vale la pena tomar el riesgo y experimentar constantemente, integrando la creatividad y la innovación en el ADN de su organización.

Dispara ideas virales y haz de los contenidos toda una experiencia

Con esto, el proceso de innovación de las empresas se abre a nuevas posibilidades al tratar de descubrir lo que funciona mejor en el emergente paradigma social. Como guía de trabajo para mantener el equilibrio, la mayoría de los contenidos deben seguir siendo “de probada eficacia”, pero se recomienda que el 10% del contenido total de marketing de la marca sea experimental y sirva de ventana para definir el contenido que funcionará mejor en el futuro.

Prepare a su empresa para disparar sus ideas de forma viral y hacer de sus contenidos toda una experiencia.

Hoy, el contenido Transmedia es la siguiente generación de información, el cual logrará construir una marca sólida, compartir la visión estratégica del CEO y su empresa, atraer la atención, generar expectativas y resonar de manera potente en la mente y corazón de sus Stakeholders.

Como diría la escritora y poeta modernista estadounidense Marianne Moore: “Como el contagio de una enfermedad, el contagio de la confianza puede generar más confianza”. Preparé a su empresa para disparar sus ideas de forma viral y hacer de sus contenidos toda una experiencia Transmedia y refrescante.

Conoce más acerca de los beneficios de crear contenidos de valor y calidad.

10 Mitos de Medios Sociales

1. El número de seguidores es lo más importante

Es cierto que el número de seguidores o fans es un indicador del avance de la estrategia de comunicación en medios sociales. Sin embargo es aún más importante la cantidad y la calidad de las interacciones que una marca tiene con sus fans/seguidores.

2. Social Media es un vehículo publicitario

Las plataformas sociales son un canal de comunicación y no de transmisión. La dinámica de comunicación es de dos vías. Las personas en medios sociales aprecian el contenido de valor, por ello los medios sociales son el complemento clave de tu estrategia de Brand Journalism.

3. Es algo para chavitos

El rango de edades con mayor actividad en medios sociales se ubica ente los 25 y 34 años. Gente que consume y toma decisiones está aquí.

4. Quita tiempo

Dependiendo de las necesidades y objetivos de comunicación de tu marca, será necesario dedicar el tiempo necesario cada día para nutrir y mantener a las comunidades en redes sociales. Tomando en cuenta el ROO (Retorno sobre Objetivos de comunicación), el tiempo dedicado a medios sociales es una inversión que se refleja en el posicionamiento de la marca. Tal vez debas evaluar contar con el apoyo de una agencia de comunicación y relaciones públicas para hacerse cargo de ello.

5. Nadie hace caso a las empresas en Facebook

56% de los usuarios de redes sociales ha dado like a la fanpage de alguna marca.

6. Tengo que ser informal para tener éxito en medios sociales

En medios sociales tu organización será vista como un miembro más de la comunidad. La comunicación es horizontal, es decir, las personas esperan que te comportes y hables de igual a igual. Eso no quiere decir que sacrifiques tus valores, principios o políticas de comunicación corporativa. Por el contrario, es una excelente oportunidad para mostrar el lado humano de tu empresa.

7. Mi empresa no tiene nada qué decir en medios sociales

Las personas en medios sociales buscan contenido de valor y aprecian mucho a las organizaciones que comparten conocimiento, consejos, estudios e insights. Tú eres experto en los temas de tu empresa, seguro tienes algo qué compartir.

8. No se pueden medir

Puedes contar con datos cuantitativos y cualitativos. Por ejemplo, cuántas personas te siguen, a cuántos puede llegar tu información, qué temas de tu organización han despertado mayor interés, con qué conceptos se está relacionando a tu marca. Así puedes determinar cuál es el Retorno de las Interacciones (Engagement) y el Retorno sobre los Objetivos.

9. Cualquiera puede tuitear o postear

Una cosa es pararse en una esquina y hablar. Algunos escucharán y pasarán de largo. Otra cosa es iniciar conversaciones inteligentes con las personas. Igual pasa en medios sociales. No se trata sólo de poner información sin una lógica ni objetivos. Alguien entrenado en comunicación, manejo de la reputación de la marca, que conozca los mensajes de tu organización y que tenga la habilidad de adaptarse a distintos públicos, tendrá mayor éxito.

10. Es una moda

Las plataformas sociales están aquí para quedarse. Más de la mitad de los consumidores basan su decisión de compra en recomendaciones de miembros de su red social. Gracias a tendencias como la Analítica, las empresas capitalizarán la información y relaciones de las personas para ofrecer productos y soluciones a la medida.

Cómo obtener más Followers y Fans en mis Redes Sociales

Existen varias herramientas para ayudar a incrementar la base de Followers y Fans en medios sociales. La mayoría de ellas tienen que ver más con la creatividad del administrador del medio que con una fórmula establecida. Dependiendo de la temática de tu empresa, será el perfil de las personas a las que puedes atraer a tu red social. Toma en cuenta que no todas las personas responden de igual forma a estímulos similares, lo cual es más evidente si hablamos de gente de diferentes industrias con distintos intereses.

A continuación ofrecemos una serie de tips que te ayudarán a incrementar tu base de followers y fans. Antes es importante subrayar que el éxito en los medios sociales no se mide por la cantidad de personas que te siguen sino por el tipo de personas que te siguen y la calidad de las interacciones que tienes con ellos.

  1. Contenido. El contenido es clave en la estrategia de medios sociales. Debes ofrecer en tus actualizaciones contenido de valor, que sea atractivo, útil, relevante y oportuno respecto a los temas de interés de tus seguidores.
  2. Socializa” tu identidad corporativa. Agrega botones de tus medios sociales en tu sitio web y en tu firma de correo electrónico para que las personas que se acerquen a ti o a tu empresa sepan que pueden seguirte en Facebook y en Twitter. Agrega también esta información en tus tarjetas de presentación, impresas y digitales.
  3. Dinámicas de activación. Si tu empresa participa en una expo o en una feria invita a las personas a seguirte en medios sociales y pasar por tu stand para recibir una consultoría gratuita o artículos promocionales. También puedes hacer trivias y encuestas. Esto, además de fomentar la participación, te ayudará a conocer la opinión de los usuarios respecto a un tema particular, lo cual puedes convertir después en inteligencia de negocio.
  4. Interactúa y humaniza tu marca. Es válido dar Like o compartir las actualizaciones valiosas de tus seguidores. Incluso puedes comentar sobre lo que los demás dicen. Aquí debes tener mucho cuidado de no olvidar que estás hablando en nombre de tu marca y nunca a título personal. Integra tus medios sociales en tu estrategia 360°. Si tu marca realiza esfuerzos de comunicación en medios pagados, no olvides incluir la invitación a seguirte en medios sociales. Apoya el lanzamiento de tus perfiles en Facebook y Twitter con una campaña publicitaria, pero recuerda en todo momento que tu copy no debe ser “síguenos”, sino despertar el interés y resaltar los beneficios de ponerse en contacto con tu marca en el universo social.

Existen muchas otras actividades que se pueden llevar a cabo para incrementar tus seguidores en Twitter y Facebook.  ¿Cuál de estas sugerencias implementarás hoy en tus medios sociales?