Archivo de la etiqueta: Comunicación y liderazgo

Liderazgo de pensamiento, el poder de compartir conocimiento

En las sociedades interconectadas de hoy, la creación, difusión, intercambio y utilización del conocimiento se ha convertido en el factor clave para impulsar la innovación y el espíritu empresarial, y para abordar los desafíos sociales, económicos y políticos comunes. En este panorama, los líderes juegan un papel importante para ayudar a compartir el conocimiento.

Los verdaderos líderes comunican sus ideas y conocimientos de forma libre y proactiva, inspirando a otros a mejorar lo que hacen y, a menudo, hacen que sucedan grandes cosas. Al compartir el conocimiento, enseñan a otros a ser más eficaces y menos dependientes, a la vez que se vuelven un recurso valioso y una autoridad para liderar las conversaciones que ocurren en su industria.

Si bien las ideas de cualquier líder pueden resultar significativas para otros, la mejor manera de potencializarlas es a través del liderazgo de pensamiento. ¿Qué es el liderazgo de pensamiento? De forma práctica, podemos decir que se trata de un tipo de marketing de contenidos en el que aprovechamos el talento, la experiencia y la pasión de una organización y sus líderes para responder, con ideas innovadoras y diferentes, a las interrogantes más importantes que tienen en mente nuestros stakeholders, sobre un tema en particular; y comunicar las ideas a través de los canales que éstos leen, ven y escuchan, así como en los formatos de contenido que les gusta consumir.

¿Cómo capitalizar las ideas y el conocimiento, a través del liderazgo de pensamiento, para impactar positivamente en las organizaciones? Aquí algunas respuestas:

Cuando se trata de resolver problemas, solo recurrimos a los expertos

En una sociedad saturada de información, las organizaciones requieren tener un diferenciador crucial. Un líder de pensamiento con gran experiencia e ideas nuevas es clave para marcar la diferencia y destacar a la organización como una experta que conoce su industria o área de especialización, y puede ayudar a resolver las necesidades apremiantes de las audiencias. Como líderes de pensamiento, los conocimientos que ofrezcamos serán muy valorados y tendrán una gran influencia en la toma de decisiones.

Si nuestra organización no se ve, no existe

Tener ideas frescas y perspectivas innovadoras no es suficiente para ser un líder de pensamiento y generar impacto en la sociedad; es necesario que esas ideas sean ampliamente visibles para que influyan. Para esto es necesario crear piezas de contenido de liderazgo de pensamiento que sean colocadas en medios ganados tradicionales y digitales enfocados a nuestra industria, que ayuden a construir una huella editorial con una larga vida útil. Además, podemos apoyarnos de otras tácticas como la participación en eventos de industria para ganar visibilidad.

Si no encuentran nuestra organización, tampoco existe

Además de dar visibilidad y crear una huella editorial longeva a través del contenido; si nuestros stakeholders no nos encuentran cuando nos necesiten, tampoco causaremos impacto. Optimizar todo el contenido de nuestra estrategia con herramientas SEO, tales como palabras clave alineadas a la intención de búsqueda y linkbuilding, maximizará las posibilidades de descubrimiento. Un liderazgo de pensamiento altamente visible y descubrible atrae a las audiencias y fortalece nuestra organización.

La credibilidad y confianza son la base del éxito

Al compartir información valiosa y útil a las audiencias interesadas, un líder de pensamiento genera credibilidad y confianza, elevar el perfil de su organización, crea autoridad y se posiciona como el mejor en su área. La credibilidad es la moneda para adquirir confianza, lograr que otros nos vean como un recurso confiable para tomar decisiones o alinearse a nuestra ideología. Los líderes de pensamiento ayudan a construir relaciones basadas en el contenido de valor; para que, cuando alguien busque soluciones o requiera una guía u orientación, nuestra organización esté al frente como una mano confiable a considerar.

Las personas quieren conectarse con personas, no con robots

Las distintas audiencias necesitan conocer a las personas que dirigen la empresa y por qué vale la pena confiar en ella. El liderazgo de pensamiento ayuda a dar un rostro humano a nuestra organización y a involucrar a los stakeholders en un nivel más profundo donde es posible lograr una comunicación más humana y bidireccional que genere conexiones sólidas y ayude a construir relaciones basadas en la credibilidad y la confianza. Y es que la mejor manera de conocer los desafíos de la audiencia, y compartir conocimiento de valor, es obteniendo respuestas profundas a través de conversaciones más directas.

El networking es crítico

La creación de redes (networking) es importante para mejorar el intercambio de conocimiento y expandir el alcance del mismo. Una estrategia de liderazgo de pensamiento también ayuda a generar conexiones que son necesarias para impulsar a una organización. Con recurrencia, los líderes de pensamiento toman parte en eventos relacionados con su expertise, lo que brinda la oportunidad de conocer a otros líderes y establecer relaciones con ellos.

El liderazgo de pensamiento es una forma poderosa de inspirar a otros tanto dentro como fuera de nuestra organización. Un gran líder de pensamiento inspira confianza y credibilidad; ofrece guías, consejos y soluciones a los principales problemas de la audiencia; a la vez que promueve a su organización y le otorga una ventaja competitiva.

Este contenido apareció por primera vez en Alto Nivel.

Conoce más contenido del autor en Alto Nivel.

Adapta tu liderazgo post COVID-19 con la comunicación correcta

COVID-19 ha representado un extraordinario desafío de adaptación que nadie esperaba. No solo provocó grandes cambios en la vida de las personas, también las organizaciones de todo el mundo demostraron una agilidad notable, cambiando sus modelos de negocio literalmente de la noche a la mañana.

Esta capacidad de toma de decisiones rápida y ágil dentro de las culturas empresariales será igual de importante durante la próxima fase de recuperación y en la llamada “nueva normalidad”. A medida que avanzamos en este periodo, los líderes del mañana deberán ser resilientes y aprovechar la oportunidad para revisar sus habilidades de comunicación y liderazgo.

De esta forma, las marcas podrán aprovechar su talento, experiencia y pasión para responder con autoridad a las principales dudas o preguntas de las audiencias, con el fin de impulsar el crecimiento del negocio. Recuerda que la forma en que se trate y se comunique con las audiencias, quedará grabada en sus recuerdos, y podrá afectar la reputación de las organizaciones para bien o para mal.

Por esta razón, te comparto algunas características del liderazgo estratégico y eficaz para la nueva normalidad:

Examina los mensajes clave

Los mensajes clave son el reflejo de la organización y tienen la misión de transmitir los beneficios de la propuesta de valor de la marca, además de generar recordación en la mente de los buyer personas. Con los cambios que experimentarán los negocios, necesitarás nuevos mensajes adecuados, sobre todo para adaptarte a la nueva actitud y comportamiento de tus clientes.

Tenemos la oportunidad de usar lo que aprendimos en los últimos meses para marcar el comienzo de una nueva y mejor normalidad. La clave para hacerlo, para ejercer un liderazgo resistente, es la capacidad de energizar a nuestros equipos mirando hacia afuera, imaginando un futuro exitoso y abrazando la confianza para llevarnos allí. Construir mensajes clave empáticos y asertivos, dará como beneficio una reputación positiva de la marca y abrirá la puerta a nuevos clientes, generando credibilidad y confianza frente a los stakeholders.

Fortalece la comunicación

Aunque el ritmo de vida se ha visto afectado de múltiples formas, los medios de comunicación no han parado el flujo constante de noticias, y ahora que la reactivación de empresas comienza a ser una realidad, los líderes volverán a ser una fuente de información importante. De manera que la C-Suite deberá estar preparada para transmitir eficazmente los nuevos mensajes de sus empresas y dar respuesta a las principales dudas sobre las prácticas en la nueva normalidad.

Sumado a lo anterior, todo indica que la comunicación con algunos de los stakeholders será un modelo híbrido, entre lo presencial y lo digital. Cuanto más preparado estés para transmitir tus ideas, más elevarás tu perfil en tu área de expertise. Después de analizar tus mensajes, toma en cuenta a tu mercado y a tus clientes, para definir los canales de comunicación que utilizarás dentro de tu comunicación integral de mercadotecnia; imprescindible para alcanzar a tus audiencias donde ahora estarán leyendo, viendo y escuchando tus mensajes en esta nueva normalidad.

Construye la confianza

Aunque la confianza parece un concepto abstracto y difícil de alcanzar, la realidad es que la confianza es la base de muchas actividades humanas. Es la razón por la cual la gente adquiere bienes y servicios específicos, y por la que los empresarios invierten en nuevos negocios. En el ámbito empresarial, la confianza es esencial para reafirmar las relaciones con los stakeholders, y producir resultados de crecimiento económico y de valor para los accionistas.

Durante la fase de recuperación, la confianza en los líderes inspirará a su audiencia a navegar a través de la incertidumbre. Por lo cual, se deben tomar en cuenta tres bases para construir un capital de liderazgo: ser auténtico, es decir, que las personas sepan que están interactuando con tu verdadero yo; tener un pensamiento lógico, o establecer expectativas claras con métricas claramente establecidas; y empatía, o demostrar que tus stakeholders realmente te importan. Cuanta más confianza se acumule entre los líderes y su público, se logran mejores resultados.

Como te podrás dar cuenta, la nueva normalidad requerirá la capacidad de adaptarse a los cambios para realizar ajustes en la forma de liderar las empresas y poder guiarlas eficazmente en esta transición. Los líderes tendrán que renovar sus mensajes y su comunicación hábilmente, con el objetivo de consolidar la confianza con sus stakeholders.

Este es un momento clave para comenzar a perfilar el camino hacia la recuperación. Ten presente la frase de Pablo Picasso: “La acción es la clave fundamental de todo éxito”, y comienza a prepararte para los retos de la nueva normalidad.  

Este contenido apareció por primera vez en Mundo Ejecutivo.
Conoce más contenido del autor en Mundo Ejecutivo.